GABRIEL CARRASCAL

"El mayor reto escenográfico de 'LA VISITA' era la visualización de lo que pasa por la cabeza del personaje del Guía. Había que buscar una solución efectista, teatral y que, por encima de todo, cumpliese con este objetivo. Hemos creado un espacio muy sencillo, con un sistema de proyecciones frontales que permiten visualizar lo que, en lenguaje cinematográfico, serían los flashbacks. Creo que esta idea aporta cierta espectacularidad al montaje, manteniendo el carácter intimista que lo define y que me parece uno de sus grandes atractivos".

Incansable, inquieto y multifacético. Desde sus primeros trabajos compagina el calculo de estructura en grandes proyectos de ingeniería con su pasión por la escultura pop (cartón piedra), que le abre las puertas del teatro, medio en el que empieza a trabajar con Antonio Llopis y Luis Olmos. Durante este periodo realiza exposiciones en varias galerías de Madrid y algunos trabajos de publicidad, además de desarrollar numerosos proyectos de “escenografía efímera” de stands para grandes eventos y empresas.  Con su carrera laboral ya definida, decide perfeccionar sus conocimientos de la profesión de escenógrafo. Obtiene una beca para estudiar en la Scala de Milan. Posteriormente es becado por el Ministerio de Cultura. El teatro le abre las puertas del cine a través del empeño de un director que le propone encargarse de la dirección de arte de su película. En 2002 recibe el premio MAX de las Arte Escénicas a la mejor escenografía por “El Verdugo”. Su actividad profesional continua entre la escenografía de teatro, el diseño industrial y la dirección artística de cine y televisión. Sus numerosos trabajos para teatro incluyen montajes como "En el estanque dorado" (Dir. Magüi Mira), "El Baile" (Dir. Luis Olmos), "Un ligero malestar y la última copa" (Dir. Alfonso Ungría), "Cinco mujeres con el mismo vestido" (Dir. Norma Aleandro) y "Romancero Gitano" (Dir. Paco Suárez)

Versión para imprimir Versión para imprimir | Mapa del sitio
© UHURA AUDIOVISUAL S. L.